lunes, 26 de octubre de 2015

corazón de madera


eso de pasear entre tanta gente puede llevarte al tropiezo accidental con alguna persona.

            Francisco muestra sus colgantes sobre un viejo maletín en la calle Arenal de Madrid.
            Como un artista o artesano callejero más, lo vi trabajando la madera con una tosca lija entre turistas y transeúntes. Daba forma a una pequeña bota con serrín en su interior del "Árbol de la Salud", pero también tréboles, lágrimas o corazones que vende sembrando como semillas para hacer germinar su proyecto por "Buen Camino", aquel en el que ha puesto y pone toda su A.L.M.A. Sin preocuparle que algún demonio se la intente robar siempre que haga buen uso de ella pero procurando cuidar que, ni en los momentos más difíciles, alguien se la pueda romper. 

            Francisco Calderón es de esos que llaman locos soñadores por creer en algo que nadie más logra o quiere ver. Repartiendo corazones vivos de madera muerta trata de explicárselo al resto del mundo, sin prisa, sin pausa y de una forma altruista muestra todos sus proyectos, estudios y viajes a todo aquel que se acerque interesado, con la esperanza de que alguna de sus palabras no caiga en saco roto.

           Charlar con el, ha sido de esas grandes lecciones de humildad a las que recurrir en los momentos de bajón. Luchar por una idea apostándolo todo para mejorar el Mundo, merece todos mis respetos y admiración.

ALMA 
por Francisco Calderón
           El objetivo de ALMA, como una Actividad Logística Medio Ambiental, es dignificar el fin de nuestros árboles más centenarios rescatándolos del olvido, puesto que forman parte de nuestra memoria y también de nuestro patrimonio e historia, agradeciéndoles así todo lo que nos han ofrecido durante sus largas vidas: cobijo, sombra, lugar de reuniones, de secretos, de sueños y de aire que respirar…
      Haciéndolos además útiles, funcionales y aprovechando los recursos que la Naturaleza nos ofrece en materia "muerta", de algún modo conseguimos frenar la tala de otros elementos que será mejor para todos que permanezcan vivos y "produciendo" ese elemento que tanto necesitamos.

            Haciendo esto se consigue fomentar el respeto a nuestra Madre Tierra inculcándoles a los más pequeños estos buenos valores.

1 comentario:

  1. Ejemplo de voluntad, humildad, y constancia.
    Ojala consiga su sueño! !!!

    ResponderEliminar